Más de 3.400 uruguayos participaron de Turismo Social

El programa de Turismo Social del ministerio del área benefició entre enero y octubre de 2018 3.412 uruguayos que disfrutaron del derecho al tiempo libre y la recreación en más de 40 ofertas turísticas.

El subsecretario de la cartera, Benjamín Liberoff, destacó en la apertura del VII Jornada Nacional de Turismo Social, realizado el 23 de noviembre en el ex hotel del Lago, que “Uruguay es uno de los pocos países del mundo que tiene el turismo como un derecho humano incorporado a su Ley Nacional de Turismo (N º 19.253)”.

Entre enero y octubre de 2018 el programa de Turismo Social, que apunta a promover el disfrute del tiempo libre y la recreación a precios accesibles, benefició a 3.412 personas. La región Este fue la más visitada por los usuarios del sistema, destacándose dentro de ésta, Maldonado con un 68,3%. Entre todos los programas que trabaja el MINTUR el más usado es el del Adulto Mayor, nucleando el 35,6% de los viajes. Al culminar el año se estima alcanzar más de 4.800 usuarios.

En tanto, el Sistema Nacional de Turismo Social que involucra a otras carteras y organismos descentralizados cada año moviliza entre 90.000 y 100.000 personas que acceden a alguna oferta turística en destinos tradicionales u emergentes, prevista para estudiantes, quinceañeras, trabajadores, personas con discapacidad y adultos mayores.

Esa política contribuye a que desde 2006 más uruguayos puedan conocer y disfrutar todo el país utilizando alguna de las 42 ofertas turísticas distribuidas en 17 departamentos y que involucra a más de 20 agencias de viajes, 14 compañías de ómnibus, más de 60 hoteles y alojamiento y decenas de establecimientos gastronómicos.

El Ministerio se hace cargo de los costos de los ómnibus, así como del subsidio total de algunos programas, como el destinado a quinceañeras. Las empresas privadas proveen ómnibus, alojamiento, alimentación y recreación, según la propuesta. Estas ofertas turísticas se comercializan a través de las estructuras del sistema de turismo para el Uruguay.

DESARROLLO LOCAL

Fotografía: Equipo técnico de Turismo Social MINTUR junto a la ministra Liliam Kechichian y al director Nacional, Carlos Fagetti.

Por su parte, el director Nacional de Turismo, Carlos Fagetti, destacó el movimiento y “el trabajo que genera el turismo en pequeñas localidades” y valoró que el eje transversal del Sistema está en la “articulación entre los actores públicos y privados”, tomando en cuenta que si bien el Ministerio de Turismo (MINTUR) lidera el proceso, desde 2014 se fueron incorporando otros actores como los ministerios de Trabajo, Desarrollo Social, Educación y Cultura, el Banco de Previsión Social, la Administración Nacional de Educación Pública.

Entre los desafíos planteados para el 2019 Fagetti mencionó “seguir consolidando el sistema y profundizar con la rama de los trabajadores, a través de la firma de nuevos convenios”, necesidades que fueron detectadas a partir de la descentralización del MINTUR en el territorio, reconoció.

Durante la jornada se expusieron algunas de las recomendaciones que realizó, en noviembre de 2017, la Agencia de Gestión y Evaluación de la Oficina de Planeamiento y Presupuesto en la que se sugirió expandir el programa a todo el territorio nacional; elaborar una reglamentación de los aspectos operativos del plan a partir de los lineamientos de la Ley 19.253; diseñar un plan de monitoreo y evaluación de la intervención, así como fortalecer el intercambio de información que de soporte a la misma; elaborar un protocolo de comunicación de la marca del Sistema; fortalecer los mecanismos de coordinación entre los operadores internos y externos, entre otras.

EVALUACIÓN

La ministra de Turismo, Liliam Kechichian, al cierre de la actividad se refirió a que “el Turismo Social destacionaliza el sector y promueve el desarrollo local"de cada destino. Al mismo tiempo, realizó un balance “altamente positivo de la jornada, dado que se planteó en primer lugar cómo seguimos fortaleciendo este programa que se ha ido consolidando en el tiempo, y tras ese objetivo se trabajó bajo tres ejes: jóvenes emprendedores, el envejecimiento activo y la accesibilidad. Por último, nos distribuimos en talleres para definir nuevos productos entre todos” para diversificar la oferta.